Adaptaciones, ¿por qué algunas funcionan y otras no?

No es sencillo hacer una adaptación. Lo que funciona en un cómic, en un videojuego o en una novela no tiene porqué funcionar en la pantalla grande (y viceversa). Esto se debe a que cada medio tiene sus propios recursos, sus propias fortalezas y debilidades y éstas no se pueden transferir a otro medio, no siempre. En los últimos años hemos visto más adaptaciones que nunca, desde cómics, pasando por videojuegos y hasta novelas. Generalmente hay un ejército de fans listo para atacar la adaptación alegando que ésta no es fiel al material original. Pero, ¿qué es ser fiel al material original?

Adaptaciones de cómics

Comencemos con las adaptaciones de cómics, que son las más populares. Cuando un estudio realiza una adaptación de un cómic (casi siempre de superhéroes), no está adaptando un número en particular de una colección en particular, aunque los títulos sean los mismos. Capitán América Civil War toma algunos elementos del cómic pero está muy lejos de ser una adaptación. Cambia el contexto, cambian los personajes, cambian muchísimas cosas. Toman la idea base y la utilizan para crear algo diferente. Esto se da por varias razones. Para empezar, hay problemas de licencias y por tanto no todos los estudios tienen derecho a usar cualquier personaje… este fue uno de los grandes problemas de Civil War y la razón principal por la que no aparecieron los Cuatro Fantásticos, por ejemplo. Pero también hay que sumar a este caldo el hecho de que un solo superhéroe ha pasado por las manos de múltiples autores, de múltiples guionistas que han hecho lo que han querido con el personaje según lo que a ellos les parecía correcto. Esto sin contar las decenas de reinicios, universos paralelos e historias sueltas que hay por ahí. Cuando un estudio hace una película de superhéroes, toma de donde le conviene para construir la película que quieren contar, y por tanto jamás será del todo fiel al cómic. Pueden haber cambios de orígenes, de poderes, de trajes/uniformes (principalmente) ya que algunas cosas no se pueden adaptar o hay muchas versiones de un mismo personaje. Por esto mismo, lo más normal es que muchos elementos se cambien para que queden mejor en la gran pantalla.

Adaptaciones de películas

El caso de las novelas es el más sencillo. Harry Potter comenzó con todo esto y luego siguieron Crepúsculo y toda la ola de adaptaciones de novelas para adolescentes cuyo segundo libro partirían en dos partes a la hora de hacer la película con el mero objetivo de ganar más dinero. Adaptar una novela es más fácil ya que cada película (por lo general) está basada en un libro, en una entrega de la saga (o en un número único de ser así), por lo tanto es sencillo hacer una adaptación directa. Claro que cada director y guionista le agrega algo suyo a la película, por eso mismo hay algunas entregas de Harry Potter que se alejan un poco del libro no porque cuenten una historia distinta sino porque se “olviden” de contar una parte. La historia de la madre de Voldemort ni siquiera es mencionada en las películas, por ejemplo. Sí que hay casos en los que la película no respeta para nada el libro, como en la segunda entrega de Maze Runner… pero eso no es porque deba ser así, sino porque así lo han querido.

Adaptaciones de videojuegos

Con las adaptaciones de videojuegos parece no haber salida. Cada año tenemos más películas de videojuegos, cada cual peor que la anterior. Esto se debe a varios factores, pero el principal de ellos es que muchos videojuegos han sido creados para ser jugados, no para ser vistos como películas. Muchos videojuegos, de hecho, ni siquiera intentan contar una historia. ¿A quién se le ocurriría hacer una adaptación cinematográfica del primer Doom, o de la saga Dead or Alive? Esos son juegos divertidísimos y cuyas mecánicas funcionan muy bien, pero en el terreno de los videojuegos. Es como intentar hacer una película de Tetris, no funcionaría nunca porque no intentan contar una historia. Otros vidoejuegos, como Metal Gear, sí tienen mucho más en común con el séptimo arte (quizás demasiado) y por tanto sería razonable hacer adaptaciones de éstos. Sin embargo, incluso videojuegos como Resident Evil o Assassins Creed, que intentan contar una historia, tuvieron adaptaciones pésimas, que no se sostienen como adaptaciones ni como producciones independientes a la obra original. ¿Es tan sólo incapacidad de los encargados de la adaptación o es que sencillamente esto no funcionará nunca? Yo adhiero más a lo primero, en especial cuando vemos lo que han hecho con la franquicia de Resident Evil, convirtiéndola en unas películas de acción descerebrada (y para colmo mal filmada). Porque pese a que los videojuegos hayan mutado e ido cambiando la fórmula, siempre se han mantenido por arriba de lo decente y jamás han intentado ser malas copias de Mad Max.

¿Las adaptaciones deben ser fieles al material original?

Pero ha quedado algo en el aire. ¿Necesita una adaptación ser fiel al material original para ser buena? La realidad es que no. Hay libertades que se pueden tomar y otras que no, porque una cosa es cambiar algo porque es imposible adaptarlo o porque de otra forma quedaría mejor y/o tendría más sentido (tengamos en cuenta que el material original no necesariamente lo ha hecho todo bien), pero hay veces en las que las adaptaciones se limpian el culo con la obra original. La tercer película de Iron Man, por ejemplo, destruye completamente al personaje y concepto del Mandarín en una escena digna de una parodia, y no intenta compensar al público en ningún momento. ¿Alguien se imagina si nos hubieran presentado que el Duende Verde o Lex Luthor en realidad no eran villanos sino que eran actores interpretando un papel? ¿Se imaginan cómo se hubiera quedado la gente? Para colmo, al ser la película un desastre de principio a fin esto se nota aún más.

Sin embargo, hay otros casos en los que la adaptación cambia muchas cosas y para bien. En el Caballero de la Noche Asciende, por ejemplo, Nolan se toma todas las libertades posibles con Bane. No sólo elimina el concepto del veneno (algo vital para el personaje), sino que convierte a un grandulón descerebrado en una mente maestra de la persuasión en un manipulador experto que no sólo es muy bueno en el combate cuerpo a cuerpo sino que también es capaz de liderar toda una armada para tomar una ciudad. Sin mencionar, claro, todo el trasfondo de la liga de las sombras que Bane tiene en la película, que está ahí para poder enlazar al personaje con Batman Inicia y dar cierre a la trilogía. Entonces, ¿por qué estos cambios funcionan? Porque después de habernos presentado a uno de los mejores villanos de la historia del cine en El Caballero de la Noche, Nolan no podía poner como antagonista de Batman a alguien que lo desafiara sólo físicamente. Bane le rompería la espalda como en los cómics, sí, pero eso no era todo. Destruiría a Batman psicológicamente, no del mismo modo que lo había hecho el Joker pero sí de una forma que el Bane de los cómics jamás podría lograr. Es por eso que Bane funciona en la tercer película de la trilogía, y es la prueba viviente de que una adaptación puede cambiar muchas cosas si se hace para bien y para que la película sea mejor.

Ahí lo tienen. Una buena adaptación no es aquella que sigue al pie de la letra el guión de la original, sino aquella que mantiene su espíritu pero cambia los elementos que hagan falta para crear una buena obra que pueda funcionar separada del original. Lo único que nos queda esperar es que sigan estos pasos con la próxima adaptación de videojuegos que llegue a los cines y no nos hagan esperar más.

Escrito por

Intento de escritor, cinéfilo desde que tengo memoria, comiquero, fan del anime. Amante de la ciencia ficción.

¡Tú decides!

0 0

Deja una respuesta

Tu email no será publicado.Required fields are marked *

Puedes usar estos códigos y atributos HTML <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Lost Password

Please enter your username or email address. You will receive a link to create a new password via email.

Sign Up